Ocurrió en el dormitorio de la Subcomisaría 4ª de la compañía San Antonio Camba Cua, en San Juan Bautista de Ñeembucú.

Un suboficial se encuentra internado, en estado de observación, tras ser mordido por una yarará, que se había metido en su bota, dentro del dormitorio de la sede policial donde el agente presta servicio.

Ocurrió esta mañana, alrededor de las 6:00 horas, en la Subcomisaría 4ª, que se encuentra en la compañía San Antonio Camba Cua, del distrito de San Juan Bautista, en el departamento de Ñeembucú.

Se trata del suboficial inspector Nelson del Pilar Portillo Benítez, de 34 años, quien ingresó a la cuadra, para ponerse su uniforme.

Luego de vestirse, agarró su bota y sintió un fuerte dolor en la mano derecha. Ahí se dio cuenta de que fue mordida por la serpiente, que estaba oculta en su calzado.

Fue auxiliado de inmediato y llevado hasta el Puesto de Salud de San Juan Bautista del departamento de Ñeembucú, donde el médico de guardia, doctor Francisco Domínguez, le suministró la primera dosis del suero antiofídico.

Luego, lo derivaron en una ambulancia hasta el Hospital Regional de Pilar para una mejor atención médica donde permanece internado en estado de observación, señala el reporte, que fue remitido a la Dirección de Policía de Ñeembucú.
//Extra.com.py.

Deja una respuesta