Joven usó el arenero de su gato para vengarse. Filmó la reacción del conductor que, dentro de todo, aceptó la falla.

Una joven usó lo primero que encontró a la mano para vengarse de una camioneta que se estacionó en la salida de su garage.

«Tampoco voy a romper su auto, pero sí tenia que hacer algo porque o si no, me iba a guardar esa rabia todo el día y ahora estoy de buen humor otra vez», tuiteó @chistelletqm.

Usó nada menos que«el arenero entero de dos gatos gordos que no se limpia hace 24 hs.», según escribió en uno de los c omentarios.

La joven fotografió cómo quedó la lujosa camioneta con desechos de gato por el parabrisas, el capó y hasta la manija para abrir la puerta. «Le puse pero como uso arena de calidad no estaba tan pastoso el popó», explicó.

El dueño que dejó su vehículo en un lugar donde está prohibido estacionar regresó después de 45 minutos y se encontró con la desagradable escena.

Agarró un pañuelo blanco e intentó sacar lo que pudo de encima de su vehículo. Luego ingresó a la camioneta y prendió su limpiaparabrisas echando una gran cantidad de arena al suelo.
//Extra.com.py.

Deja una respuesta