El Congreso Nacional sancionó este miércoles el proyecto de ley “Que declara de Interés Público la Investigación, Desarrollo, Fabricación y Adquisición de las Vacunas contra el COVID-19”.

El mencionado proyecto, planteado por el propio Ministerio de Salud, busca facilitar la compra de las vacunas contra el COVID-19 directamente con las empresas fabricantes, por fuera del mecanismo COVAX de la OMS.

De esta manera, se facultará al Ministerio de Salud Pública a suscribir contratos con los laboratorios que cuentan con vacunas autorizadas en carácter de emergencia, pudiendo incluir cláusulas de aplicación de ley extranjera, prórroga de jurisdicción y arbitraje, indemnidad patrimonial, exención de responsabilidad por efectos adversos y confidencialidad, con el único objetivo de acceder a la cantidad suficiente de dosis de la vacuna para su utilización contra el COVID-19 en el menor plazo posible y así proteger la salud de la población.


El texto sancionado además establece que las vacunas serán distribuidas de forma gratuita en el país y no será de aplicación obligatoria.

También involucra a la Procuraduría General de la República en los procesos de negociación a fin de precautelar los intereses genuinos de la Patria, la Contraloría General de la República, para su estudio y dictamen correspondiente del contrato, y la remisión de los antecedentes a las comisiones de Salud de ambas cámaras del Congreso Nacional.

El documento fue sancionado y se dispuso su remisión al Poder Ejecutivo para su consideración.

Deja una respuesta