Pese a la política anunciada en octubre pasado por el MOPC, sobre la limitación de las prácticas de alcotest, desde Relaciones Públicas de la Caminera informaron que, una vez que los equipos estén listos, volverán a realizar los controles aleatorios sin necesidad de presencia fiscal.

Actualmente la Patrulla Caminera solamente procede a exigir el alcotest en casos de flagrancia de mal manejo (circulación zigzagueante) o denuncias, según explicó a Gen- Nación Media la inspectora ayudante Patricia Ferreira.

“La Caminera tiene toda la potestad de hacer alcotest, pero ahora tenemos equipos que están siendo fiscalizados por INTN y una vez que se tengan de nuevo los equipos vamos salir a controlar”, anunció.

Lo hizo ante la consulta de si la Caminera necesitaba acompañamiento fiscal para avalar sus procedimientos en ruta.

La inspectora dijo que anteriormente contaban con 150 equipos, pero que hoy disponen apenas la mitad, pues el resto está en calibración o reparación.

“A menor cantidad, menor fuerza, no podemos salir a controlar, incrementó el parque automotor”, indicó la inspectora.

Sin embargo, a finales de octubre pasado, el MOPC comunicó una disposición mediante la cual, la Caminera solamente puede hacer alcotest en puestos fijos y con presencia policial y fiscal.

//Hoy.com.py.

Deja una respuesta