Desde el Ministerio de Salud confirmaron que esta es la segunda semana con un descenso de casos de COVID-19, lo cual da la pauta de que la cuarta ola va perdiendo fuerza. El número de hospitalizaciones también ha disminuido.

La doctora Sandra Irala, de la Dirección de Vigilancia de la Salud, durante la conferencia de prensa de este viernes indicó que en la última semana epidemiológica se reportaron 6.001 casos de COVID-19, lo cual representa una disminución de casi el 50% en comparación con la semana anterior.

En lo que se refiere a los decesos, se tuvieron en total 48 fallecidos a causa de la enfermedad en la semana anterior que cerró el día sábado.

Desde el inicio de la pandemia en nuestro país se registraron 707.109 casos de COVID-19 y 19.220 fallecidos, según los registros oficiales del MSPBS.

Irala confirmó que esta es la segunda semana seguida en la que se observa una disminución de contagios, en medio de una cuarta ola que da señales de ir perdiendo fuerza.

Asunción y el Área Metropolitana son los que registran mayor número de casos, aunque tanto aquí como en la mayoría de los departamentos del territorio nacional se registra una disminución en la cantidad de contagios.

De los 259 distritos a nivel país, el 45% está con nivel alto y muy alto de transmisión comunitaria del COVID-19, mencionó.

Irala también detalló que en esta cuarta ola las personas contagiadas tienen una menor necesidad de hospitalización, lo cual va de la mano con la aplicación de medidas eficaces como la vacunación antiCOVID.

La necesidad de camas hospitalarias se va reduciendo conforme avanza cada ola. En cuanto a la gravedad, también se ha visto que menos pacientes infectados requieren internación en terapia intensiva, mencionó.

La funcionaria del Ministerio de Salud sostuvo que lo que se está viendo ahora es la que probablemente será la tendencia más adelante, con el COVID-19 que quedará como un virus respiratorio más.

DiarioHOY.com.py

Deja una respuesta