Estancieros que impidieron asistencia al niño fallecido amenazan con dejar sin trabajo al papá

Estancieros que impidieron asistencia al niño fallecido amenazan con dejar sin trabajo al papá

La comisión de la Ruta Ñ le mandó ofrecer dinero para un «arreglo amistoso», luego ya le insinuaron que le sacarán el empleo.

Agustín Garcete afirma que los miembros de la Comisión de la Ruta Ñ lo están presionando para que retire la denuncia porque le cerraron el paso al tractor que pudo haber salvado a su hijo enfermo. “Yo no voy a dejar de balde, voy a ir hasta el final”, dijo el padre de la criatura.

Como si la situación no fuera ya bastante dolorosa, le amenazan con sacarle el trabajo que tienen en una estancia, porque el dueño “ya está en el tema de la ruta”, como le dijo un encargado llamado Roberto.

“Ledesma quiere hablar contigo para un arreglo amistoso’i, que esto y aquello. No sé qué va a decir, si te va a dar algo de plata” le dijo primero.

Luego le hizo llegar una advertencia de parte del patrón, a través de un audio: “Me dijo para que quites la denuncia porque de lo contrario no vas a poder trabajar más con nosotros”.

El hombre es el sostén económico de su familia, su esposa es ama de casa y tienen otra hija de 2 años.

El pequeño Milciades Garcete tenía pulmonía pero su cuadro se agravó con vómitos y diarrea y los médicos de Cerrito, Pdte. Hayes dijeron a sus padres que lo lleven a otro centro asistencial.

Como Agustín y Mariana no pudieron conseguir un helicóptero, pidieron prestado un tractor a la Comisión de la Ruta Ñ, pero estos se lo negaron. Un vecino ofreció el suyo, pero nuevamente los estancieros trancaron la asistencia, porque pidieron 500.000 guaraníes para pasar por cada uno de los portones. En total había tres, y para la familia era imposible conseguir esos 1 millon y medio.

Finalmente el niño falleció y los padres hicieron la denuncia. El Ministerio Público está investigando el caso.

Dueños de la ruta y de la vida de la gente

La Comisión de la Ruta Ñ tiene sus propias reglas y no permite el libre tránsito, aunque el Ministerio de Obras Públicas se pase repitiendo que eso está fuera de la ley.

El acceso está prohibido entre las 00:00 y las 04:00 horas, todos los conductores deben tener una autorización, mostrar el comprobante de pago de peaje y decir a dónde se dirigen, nadie puede avanzar si es para la caza o pesca y el paso se cierra en días de lluvia, para que no se estropee el camino. En ese caso, cobran 500.000 por cada portón, y eso es o que quisieron aplicar en el caso de Milciades.

Todos los micros pagan mínimo 100.000 para pasar por ahí y, según el informe de Telefuturo, ahora los encargados no están de acuerdo con que se lleven muchos víveres a los damnificados. Para hacer pasar una carga de alimentos de 100 kilos cobran 200.000. // EXTRA

Share