Una fuerte ola de calor está presente en estos días, con temperaturas que superan los 40 °C, y ante esta situación es importante cuidar la salud, especialmente de los niños y los adultos mayores. En este sentido, la Dra. María Paniagua, especialista en Cardiología, en contacto con La Nación presentó una serie de recomendaciones para hacer frente a las altas temperaturas

Entre las recomendaciones señala que es importante consumir abundantes cantidades de agua para evitar la deshidratación, también consumir muchas frutas y verduras, así como también vestir ropa holgada y de colores claros para que los rayos del sol revoten en el caso de una exposición al sol.

“Es muy dañina esta ola de calor para la salud, no solamente para las personas que tienen algún problema de salud ,ya sea hipertenso, diabéticos o cardiópatas, es también dañina para aquellas personas que se creen sanos”, indicó la Dra. Paniagua.

Cuando hace calor, el cuerpo humano sufre una base-dilatación de las arterias, por lo que el cuerpo cambia de color a rojo y esa base-dilatación es una reacción del mismo para tratar de reducir la temperatura dentro del cuerpo y, a consecuencia, expulsa líquido que es el sudor a causa del calor, para refrescar los órganos internos.

“Cuando el cuerpo expulsa sudor, no solamente sale agua, sino también electrolitos. Entonces, la sangre que circula dentro de las arterias se vuelve más espesa por esa falta de agua que salió por el sudor y también hay una déficit en los electrolitos como el sodio, el potasio, el cloro porque salen con el sudor. Entonces, puede aumentar la cantidad de trombosis porque la sangre está espesa y puede zafarse en cualquier parte de las arterias ya sea en el cerebro, en el corazón, por eso hay un aumento de infartos y muertes súbitas en el verano”, explicó.

Por otro lado, aseguró que por la falta de electrolitos puede presentarse una arritmia, que es un latido irregular del corazón y la causa más frecuente de lo que se conoce como “muerte súbita” que es cuando una persona con aparente buen estado de salud fallece repentinamente y es causado por la arritmia cardiaca en más del 90%.

“Hay que evitar exponerse a altas temperaturas, no salir por ejemplo a caminar o a trotar o andar en bicicleta entre las 10:00 y 16:00 horas, que son los horarios más candentes y si hay personas que trabajan en este horario a la intemperie debe buscar sombra y utilizar ropas livianas de algodón que cubran brazos y mojarse la cabeza frecuentemente. También se debe consumir líquido ya sea agua, jugo, caldo o lo que sea en forma líquida para tratar de reponer el sudor que uno perdió”, señaló.

Agregó que cuanto más líquido uno consuma en estos días de calor, se reducen las posibilidades de que la sangre se convierta en espesa y de esa forma se evitan las trombosis. Mientras que para evitar las arritmias que ocurren por la falta de electrolitos hay que consumir muchas frutas y verduras que son las que tienen mayor concentración de sustancias que perdemos con el sudor.

DiarioLaNación.com.py